Spread the love

La pérdida del poder adquisitivo es una realidad en el país. Ni los salarios, ni la productividad han logrado compensar al menos el gasto de la familia en alimentos básicos. Hoy día, con el mismo salario de hace años cuando un huevo costaba RD$4 y se encontraba caro y la libra de salami RD$75 y un plátano RD$5 o RD$10, hay que buscar el doble para hacer un mangú.

En el colmado, cerca de mi casa, dice Josefina Morel una vecina de la provincia de Santo Domingo Este, se compra un huevo por RD$8, un plátano de verdad, “barahonero”, por RD$20 y una libra de salami super especial por RD$150.

“Diga usted, ese ya no puede ser un desayuno, sino una comida normal”, al explicar que por la carestía del tradicional plato de mangú con huevo y salami, al que ya no puede ponerle queso, porque está muy caro.     

Otro plato típico dominicano es el “arroz con pollo”, y también cuesta hacerlo, porque el pollo se compra a RD$75 y RD$80 la libra, el arroz subió de precio y “el mejorcito” vale de RD$34 a RD$35 si es los “super”, porque en el colmado  la funda de una libra de arroz Campo vale RD$45.

La libra, el aceite de cocina subió, la pasta de tomate, el limón verde y también los sazones y hasta las verduras. Eso sin contar el precio del Gas Licuado de Petróleo (GLP) para cocinar y que antes le duraba un mes y ya dura menos porque ahora tiene hijos y para llenar el tanque de 50 libras tiene que buscar cerca de RD$2,000.

La familia pobre que se “desayuna” con café con pan, chocolate con pan, huevo hervido con pan y cena con espaguetis solos o con un litro de refresco con pan, también sufre. El pan de agua o sobado subió a dos por RD$15 y es “más fofo”.

Eso de desayunar con víveres (plátano, guineítos verdes, yautía, yuca, mapuey o papa) se fue la historia, dice Margot otra mujer no tan joven y que recuerda los tiempos cuando en su casa se desayunaban con víveres y cocinaban hígado de res, longaniza de cerdo, queso fresco u otro acompañamiento

Según la tradición dominicana el plato principal es la “bandera”, porque tiene colores con la carne de res, cerdo o pollo, el arroz blanco y la habichuela roja, acompañado de aguacate, plátano maduro frito y ensalada verde (tomates rojos, lechuga, repollo, pepino, y remolacha).

Una familia con dos hijos y un sueldo de RD$40,000 al mes si los dos ganan RD$20,000 cada uno. Un botellón de agua cuesta RD$80 y RD$90. Solo en agua se van cerca de RD$1,300. En el servicio de luz de RD$2,500 a RD$3,000, el alquiler de vivienda RD$12,000 en un barrio capitalino y en teléfono fijo con internet casi RD$3,000 y RD$2,900 del móvil de los dos a los que se suman más de RD$1,000 en el tanque de 50 libras de GLP, casi 500 ala CASSD y los RD$25 a RD$50 diarios  para los recogedores de basura.

Esa es República Dominicana ahora mismo, dice Margot, que mejoraba sus gastos con envíos de remesas familiares desde España y ya no los tendrá porque también allá la situación está difícil por el impacto de la pandemia del coronavirus Covid-19.

Los testimonios de esas amas de casa no dejan mentir. Las cifras del comportamiento de la inflación en el país, ofrecidas por el Banco Central, son de un aumento fuera de las previsiones de las autoridades monetarias, dada el impacto del precio del petróleo, el problema con los fletes marítimos y otros factores externos.

Los grupos de vivienda, alimentos y bebidas no alcohólicas y transporte sustentaron el peso de la inflación de enero de este año.

Según el Banco Central, la inflación interanual está en 8.73% en República Dominicana. Pero, el salario mensual de la gente “clase media” es el mismo. En República Dominicana subir un sueldo no es cosa fácil, aquí se discuten cada dos años los incrementos del sueldo mínimo y las conversaciones siempre se alargan y cuando se llega a un acuerdo la inflación ha subido más, pero además nunca completa el costo de la canasta básica dominicana.

Al cierre del 2021, el costo de la canasta básica para el quintil uno, es decir las familias dominicanas más pobres, pasó de RD$23,000 al mes; el segundo grupo enfrentaba un costo de RD$30,913, el tercero de RD$36,669, el cuarto de RD$42,717 y, el quinto, que agrupa a las familias de mayores ingresos, es decir, a las más ricas, de RD$66,000 al mes.

Pero resulta que como los más pobres ganan menos dedican todo o casi su salario a comida. El último convenio tripartito (Gobierno, sindicatos y empresas) fue en julio 2021 y este se acordó que un trabajador de una gran empresa comenzaría a cobrar RD$21,000 mensuales desde el 1 de enero de este año 2022.

Por una jornada de 44 horas, que en muchos casos se extiende a 50 y más un trabajador de una mediana empresa del sector privado no sectorizado de las áreas de la industria, comercio y servicios devengaría RD$19,250 desde el 1 de enero del año en curso.

Un trabajador de una pequeña empresa ganaría RD$12,900 y de una microempresa RD$11,900. Varios ranking regionales ubicaron al país en el sexto con el salario más bajo de la región Latinoamericana, según publicaciones en gestion. pe, de Perú, en enero de este mismo año.

Los últimos datos de la Tesorería de la Seguridad Social (TSS) indican que el 25.7% de los asalariados cotizantes en el sistema de la seguridad social en e sector privado, en el público y en el descentralizado, gana más de RD$25,000 al mes.

Lo que se compra con el salario

La Paridad del Poder Adquisitivo (PPA) tiene que ver con la capacidad de compra de una persona con el salario que devenga. Es decir, con cuántos pesos se compra un bien o servicio, equivalente a un dólar.

Es por eso que si un empleado que gana hoy RD$21,000 en una gran empresa, a una tasa de RD$58 su salario sería equivalente a US$362.06 durante todo un mes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.